"Toda nuestra búsqueda es una búsqueda de ser" 
Claudio Naranjo

La terapia Gestalt

y el Tarot

Tanto la terapia Gestalt como el tarot con aplicación terapéutica persiguen el bienestar de las personas acompañándose, sin juicios y respetando las resistencias y los procesos de cada uno.

A nivel práctico, en una consulta ayudaré a integrar:

  • Que es lo que pienso (elemento aire),

  • que es lo que siento (elemento agua),

  • que es lo que hago o realizo (elemento fuego),

  • como lo materializó (elemento tierra).

as espases.jpg

Yo pienso

Aire

as copes.jpg

yo siento

Agua

as de bastos.jpg

Yo hago

Fuego

as de oros.jpg

Yo concreto

Tierra

Los 3 ámbitos de la terapia Gestalt

y como se aplican en el Tarot 

 

La Gestalt trabaja en tres ámbitos:

  • El Darse-cuenta: ampliar la conciencia de lo que uno es y hace.

  • El Presente: la presencia en el aquí y ahora para posibilitar la transformación real.

  • La Responsabilidad: la persona siempre es responsable de sus acciones y de sus decisiones vitales, siempre elige, incluso cuando elige no elegir.

1

Darse Cuenta

Es entrar en contacto con lo que uno es, siente y percibe, en un aquí y ahora dinámico:

  •  Darse cuenta es entrar en contacto con lo que uno es, siente y percibe, en un aquí y ahora dinámico; el/ella se da cuenta de su forma de ser, de sus mecanismos de defensa, de sus resistencias y de su carácter.

  • Darse cuenta de lo que desea conseguir en la vida, qué o cuales objetivos tiene y que necesita hacer para conseguirlos. 

  • Darse cuenta que es lo que desea solucionar y con qué dificultad se encuentra para conseguir sus objetivos.

Con el Tarot

  • Con la consulta de Tarot, facilita este "Darse Cuenta", en ella se refleja que es lo que debe hacer para que su vida sea cómo el consultante quiere y desea.

 

  • Con la consulta de Tarot facilita la compresión para poner conciencia en sus relaciones emocionales y laborales. 

  • Con la consulta de Tarot se da cuenta de sus bloqueos, de sus resistencias y de sus creencias limitantes y que puede hacer con todo ello.

2

El Presente

Es el cómo nos hacemos presentes en la vida y en el mundo donde vivimos, en el momento: estás aquí y ahora o no lo estás.

  • .Sólo existe el presente. El pasado se fue y el futuro está por llegar. Si se deseas el cambio sólo se puede hacer en el presente, y está claro que cuando se vive en el presente más de verdad es. 

  

  • La atención y la conciencia toman contacto en el momento presente para favorecer el crecimiento personal. 

Con el Tarot

  • La consulta de Tarot se realiza en el momento presente de la vida del consultante,  pudiendo hacer una mirada al pasado para no repetir los mismos errores en el futuro. 

 

  • La consulta de Tarot ayuda hacer consciente lo inconsciente en el momento presente.

  • La vida es hoy y ahora, si se está pendiente de lo que fue o hubiese sido, la parte mental y emocional no te deja estar en el presente al 100%.

 

  • La consulta de Tarot refleja lo que tienes pendiente por resolver en el presente para poder fluir mejor en la vida.

3

La responsabilidad

Con el Tarot

  • La consulta de Tarot te ayuda a responsabilizarte de lo que eres, mostrándote lo que tus mecanismos de defensa y tus resistencias evitan que te des cuenta y no te responsabilices de ello. 

  • La consulta de Tarot te muestra y te refleja lo que haces para no responsabilizarte. 

  • La consulta de Tarot te hace de espejo mostrándote lo que si te responsabilizas y lo que no. 

Madurar significa asumir la Responsabilidad de la vida.

 

  • Somos responsables de nosotros mismos lo queramos o no. No es un deber, es un hecho. 

  • Responsabilizarse de lo que hacemos, de lo que sentimos, lo que negamos, evitamos y deseamos, es responsabilizarse de la propia vida.  

  • Cada un@ es el responsable de las respuestas que da ante la realidad del momento y son las únicas que puede ofrecer en cada instante.  

Pautas gestálticas para vivir más plenamente

  • Vive ahora - es decir, preocúpate del presente más que del pasado o del futuro.

  • Vive aquí - es decir, relaciónate más con lo presente que con lo ausente.

  • Deja de imaginar: experimenta lo real.

  • Abandona los pensamientos innecesarios; más bien, siente y observa.

  • Elige expresar antes que manipular, explicar, justificar o juzgar.

  • Entrégate al desagrado y al dolor igual que al placer; no restrinjas tu percatarte.

  • No aceptes ningún otro "debería" o "tendría" más que el tuyo propio: no adores ninguna imagen tallada.

  • Responsabilízate plenamente de tus acciones, sentimientos y pensamientos.

  • Acepta ser como eres.